Seabourn Pride

El Seabourn Pride, fue puesto en servicio en el año 1988, se trata de un crucero de pequeño tamaño pero muchísimo lujo. Dispone de un gran restaurante en la cubierta de la tercera planta, un majestuoso salón en la parte de la popa de la planta seis y n salón de fiestas en la cubierta cinco.

Los más intelectuales podrán disfrutar de una extensa biblioteca, con multitud de libros, dvds y películas. También hay un restaurante buffet libre, con un pequeña terraza al aire libre, para disfrutar del sol. También en la última cubierta hay un bar donde se pueden divisar las mejores vistas del crucero.

En la parte interior destaca la inmensa escalera de caracol, como no, como cualquier crucero, el Seaboun Pride tiene una pequeña piscina y tres jacuzzis, destacando por encima de todos el que esta colocado en la parte de proa del barco. Imagínate darte un baño y disfrutar al mismo tiempo de hermosas vistas en lo más alto del barco, ¿Increíble?

Además de la piscina y los jacuzzis, también destaca el spa y el gimnasio que cuenta con algunas máquinas para realizar todo tipo de ejercicios.

El Seaboun Pride como comentaba es un crucero de pequeño tamaño y de hecho sus medidas así lo corroboran. Tiene una capacidad para algo más de 200 pasajeros y uno 150 tripulantes. Su eslora es de 134 metros y una manga de 19 metros.

El Seabourn Pride es una embarcación perfecta para realizar un crucero por los fiordos noruegos, su pequeño tamaño permite introducirse por todos los recovecos de la ruta cosa que con los grandes cruceros es algo imposible. Además otro de los puntos valorables a la hora de escoger un crucero de estas dimensiones, es que no pierdes tiempo en cuanto llegas a puerto, tiene pocos pasajeros a bordo y eso facilita mucho la movilidad.

Por todo eso y mucho más, es muy recomendable viajar con un crucero tipo al Seabourn Pride.