Silver Wind

A finales del mes de agosto, el Puerto de Barcelona batió su récord anual de barcos que atracaron en el mismo. Según la autoridad portuaria de Barcelona, la cantidad total fue de 9 barcos en un día de barcos que transportaban en total a unos 26.000 cruceristas aproximadamente, cifra que supone un incremento importante dentro del tráfico de clientes en este puerto.

Muy lejos quedaron los tiempos en que viajar en un crucero era sinónimo de sol por las mañanas y opíparas cenas en la noche, algo de piscina, música y tragos, por supuesto, sólo para millonarios aburridos en sus mansiones.

En la actualidad, la experiencia a bordo de un crucero es una fascinante aventura que puede brindarnos la posibilidad de vivir momentos inolvidables disfrutando de nuestros pasatiempos favoritos. Los hay temáticos sobre deportes (hace algunos días te contamos el Crucero de Pelé), sobre gastronomía, vinos o música.

Dentro de este último segmento una mención aparte merece la propuesta de la naviera Silversea para esta temporada. Con salidas programadas los días 28 de Mayo y 28 de Julio desde el puerto de Montecarlo, el Silver Wind será el encargado de ofrecer una experiencia artística inigualable. Los amantes de los cruceros y de la Opera, hallarán en este programa lo mejor de ambos mundos. Esta ocasión es posible por el convenio entre la compañía de cruceros Silversea y el London Festival Opera, del que serán parte los más prestigiosos artistas del género: Yvonne Barclay (soprano), Pauline Birchall (mezzo-soprano) Thimothy Evans-Jones (Tenor), Phillip Blake-Jones (Barítono), entre otros.

"A night at the Opera" consistirá en una noche de Gala Operística y dos conciertos adicionales en cada viaje, uno de los cuales tendrá el formato de una cena en una terraza de una tradicional trattoria italiana con cantantes alrededor. Una imperdible velada romántica en la voz de los más exclusivos cantantes de ópera del mundo.

El Silver Wind fue botado en 1995 y el segundo de la flota. Su diseño y estilo ofrecen un aire de intimidad que se combina con el servicio 6 estrellas personalizado a bordo que resultan en una experiencia inolvidable de navegación. Cada suite con vista al mar posee una atmósfera suntuosa, su gastronomía es de primer nivel internacional. El barco tiene capacidad para 296 pasajeros y 212 tripulantes. Los oficiales al mando son de procedencia italiana.

De este modo London Festival Opera y Silversea, inician una serie de emprendimientos conjuntos destinados a brindar a los amantes de los cruceros y de la música clásica, una oportunidad irrepetible de unir sus dos pasiones.