Cruceros fin de año con MSC

Cruceros fin de año en el MSC Splendida

Si ayer os proponíamos pasar las fiestas de navidad a bordo de un crucero MSC y os hablábamos del MSC Lírica, hoy seguimos con la naviera MSC Cruceros y propuestas para pasar el fin de año y las navidades de la mejor forma posible: a bordo de un crucero.

Y es que nuestros amigos de MSC nos acaban de enviar una interesante propuesta para pasar la noche vieja a bordo de alguna de sus mejores joyas: el MSC Fantasía, el MSC Splendida o el MSC Magnifica (en estos enlaces tenéis análisis e información adicional sobre el Fantasía y el resto de cruceros de MSC).

Tenemos salidas a elegir entre el 27, 28 o 29 de diciembre, o bien pasada la nocevieja el 4 y el 8 de enero, y como puerto de embarque podemos elegir Barcelona, Génova o la bella Venecia. Las rutas son más o menos similares, por el mediterráneo, si bien podemos elegir entre el exotismo del mediterráneo Oriental o el relax del mediterráneo Occidental.

La ruta por el mediterráneo Oriental, dependiendo de cuál de las dos opciones que escojamos, nos lleva por míticas ciudades históricas como Rodas, Alejandría, Olimpia o Creta, además de los bellos paisajes de Dubrovnik, Bari o los canales de Venecia. Este es un viaje para no perderse ninguna de las excursiones que podemos hacer, puesto que son destinos con muchísima historia y con muchísimas cosas que hacer, visitar y degustar (gastronómicamente hablando).

En el Mediterráneo Occidental vamos a poder visitar Barcelona, Alicante, Malaga, pero también Genova (desde donde vamos a embarcar), Roma y la mítica Casablanca, en Marruecos. Si queréis un crucero más tranquilo, Roma podemos hacer una excursión o coger un tren desde el puerto de atraque y verla a nuestro aire, en Casablanca podemos escoger entre un grupo guiado o aventurarnos por sus medina (ciudad en árabe). En el resto de ciudades, como buenas urbes europeas, nada como recorrerlas a pie e impregnarnos del sol mediterráneo, el ambiente de sus calles y la calidez de sus gentes.

En todas ellas, como no, vamos a encontrar excursiones que merecen la pena hacer una vez en la vida. Sin embargo, si nos estresamos demasiado y nos "cargamos" con demasiadas actividades, al final no disfrutaremos de lo mejor del viaje: el crucero.

Nuestra propuesta y consejo pasa siempre por disfrutar el viaje, pero no olvidarse de lo principal: relajarse y descansar esos días. Tu cuerpo agradecerá que dediques algunos días a salir a la ciudad, dar un paseo y volver a comer a bordo para aprovechar por la tarde las instalaciones del crucero ( o volver a la ciudad si te apetece, porqué no, aquí las normas las pones tu :-) ).

Lo mejor de todo es que hagas lo que hagas, te quedarán muchas cosas por hacer. Déjate algunas de ellas porque volverás a navegar por estas aguas. Estamos convencidos de que cuando desembarques no pensarás en otra cosa que cuándo volverás a hacer tu siguiente crucero.

Y es que, se te ocurre mejor forma de finalizar 2010 que hacerlo con un crucero fin de año?  A nosotros no, te apuntas :-)?